-

 

 

inicio | favoritos | contacta con nosotros

  

  HOCKEY
-
 
 
07-05-2020 | FÚTBOL SALA | GABY CUMBRERAS
-
Rafa Torrejón, entrenador isleño de fútbol sala, lleva 59 días en Italia sin poder volver a España
 
Dirige al Futsal Regalbuto, de la Segunda División italiana, en la isla de Sicilia y en el que juegan también los jerezanos Ismael Caro y Alberto Orellana, el portuense Aaron Nimo y el gaditano Álvaro Pérez. "Las opciones que nos da el Consulado para volver a España son muy complicadas y costosas porque vamos muy justitos de dinero", dice Rafa Torrejón
 
Rafa Torrejón es un entrenador de fútbol sala, nacido hace 37 años en San Fernando, que sufre el duro impacto del coronavirus en Italia, ya que este jueves ha cumplido 59 días de confinamiento en la localidad de Regalbuto, de la provincia de Enna y en la isla de Sicilia, y con la esperanza de poder volver a España, ya que hasta ahora le ha sido imposible.

Torrejón lleva 4 años entrenando en el fútbol sala italiano. En Rieti fue el encargado del sector juvenil y responsable del Under 21. Luego dirigió al Viterbo en Segunda B, como hizo la pasada temporada con el Futsal Regalbuto, al que ascendió a la Serie A2, la Segunda División del fútbol sala italiano.

Esta temporada estaba dirigiendo de nuevo al Futsal Regalbuto, ya en Segunda División, y donde militan cuatro jugadores gaditanos. Son Israel Caro Barroso y Alberto Orellana Valenzuela, ambos de Jerez; el portuense Aaron Nimo Cobo, y Álvaro Pérez Malia, de Cádiz capital.

Rafa Torrejón cuenta su experiencia, mala experiencia, a deportedelaisla.com. "Al aparecer todo esto del coronavirus teníamos billetes de avión para volver a España. Sin embargo, el día anterior el gobierno de España cerró las fronteras con Italia y no pudimos volver. Ello ha originado que llevemos ya 59 días de cuarentena en Regalbuto, en la isla de Sicilia y al lado de Catania. Gracias a Dios, nuestro club se está portando de maravilla y nos está dando el almuerzo y la cena. Nos la dejan abajo y nosotros bajamos a buscarla, aunque desde hace dos días estamos en la fase 1 y ya podemos salir a la calle a hacer algo de deporte y dar algún paseo".

El técnico isleño afirma que "nuestro problema es que no podemos volver a España. Hemos hablado con el Consulado en Italia y las opciones que nos daban para volver eran muy complicadas. Una de ellas era que cogiéramos un barco al lado de Roma y que nos dejaría en Barcelona, donde tendríamos que buscarnos la vida para volver a la provincia de Cádiz. Era una opción muy complicada por el tema de los contagios y también muy costosa".

 


Rafa Torrejón, con los cuatro jugadores en su domicilio en Italia y abajo, dando órdenes.

 

Torrejón añade que "luego el gobierno puso un avión Roma-Madrid, también muy costoso, y era una auténtica odisea. Teníamos que coger un vuelo entre Catania y Roma, donde habría que esperar cuatro horas para tomar, de madrugada, un vuelo Roma-Madrid. Y en Madrid nos veíamos obligados a pegarnos siete horas en la estación de trenes, ya que era la única opción de volver al estar cancelados los vuelos Madrid-Sevilla y Madrid-Jerez. Y ya nos avisaron que comprabas el billete de tren, pero no salía diariamente y lo hacía dependiendo de la demanda de viajeros que hubiera".

Dos de los jugadores son de alto riesgo al ser asmáticos

La situación de los cinco gaditanos se complica, "porque dos de los jugadores son de alto riesgo al ser asmáticos" y, además, "nuestro club lleva dos meses sin recibir ingresos y nos adeudan dos mensualidades. Y esto es fútbol sala, no es como Cristiano Ronaldo, que gana muchos millones. Lo que ganamos es para vivir a lo justo y por ello volvimos a hablar con el Consulado de España. La solución que nos dieron es coger un avión desde Catania a cualquier capital europea y desde allí viajar hasta Sevilla".

"El problema -añade Rafa Torrejón- es que ello supone entre 30 y 40 horas de escala y, encima, los aviones son el mayor riesgo para contagiarse, además de que pueden detenernos y obligarnos a estar en cuarentena. Y no es lo mismo hacerlo en Alemania o Francia que aquí en la isla de Sicilia, donde al menos estamos arropados por nuestro club, pero ya va notando el impacto de la crisis y tememos que se acaben las comidas".

"Nosotros vamos muy justitos de dinero y, además, nuestras familias no pueden ayudarnos porque algunos de ellos trabajan en bares y ya sabes como está la situación. Y de ahí viene nuestro temor, ya que volver a España tiene un alto riesgo y un coste muy elevado. Además, al ser extranjeros, en Italia no pueden darnos ningún tipo de ayuda. Encima, el fútbol sala no es profesional en Italia y no está respaldado por el gobierno. Y desde España nadie nos da ayuda ni ningún tipo de solución".

 
 
 
 
 
 
 
 

 

 
deportedelaisla.com | GABY CUMBRERAS | gabycumbreras@gmail.com | 600068278
 
Creación y diseño - MARIO SÁNCHEZ